Campaña nacional: el Cáncer no es sinónimo de muerte, hablemos sin tabúes

Campaña nacional: el Cáncer no es sinónimo de muerte, hablemos sin tabúes

Convencidos de que las palabras pueden construir realidades, afianzar mitos y perpetuar inequidades, 12 organizaciones de la sociedad civil llevan a c

Investigan fármaco que ‘duerme’ permanentemente las células cancerígenas
Día Internacional del Cáncer Infantil: mejoró el pronóstico en nuestro país
Tabaquismo: Claves para dejar de fumar
Diagnostican dos nuevos casos de cáncer de mama por hora en la Argentina

Convencidos de que las palabras pueden construir realidades, afianzar mitos y perpetuar inequidades, 12 organizaciones de la sociedad civil llevan a cabo la campaña ‘Cáncer: hablemos en positivo’, en el marco del Día Mundial del Cáncer, que se conmemora este 4 de febrero.

Esta campaña, que es promovida por la Asociación Argentina de Oncología Clínica, Movimiento Ayuda Cáncer de Mama (MACMA), A.C.L.A – Linfomas Argentina, Fundación Pacientes Cáncer de Pulmón y la Fundación Bomberos de Argentina, entre otras, sugiere a la comunidad reemplazar algunos términos por otros, para aportar una mirada positiva a esta enfermedad, al tiempo que proponen un abordaje integral e inclusivo.

Según datos publicados por el Instituto Nacional del Cáncer, se diagnostican más de 115 mil nuevos casos por año en Argentina, lo que representa más de 300 casos por día. Los tipos de cáncer más frecuentes son -en orden estadístico- el de mama, colon-recto, pulmón, próstata, cuello uterino, riñón, páncreas, estómago, vejiga, linfoma no-hodkin y las leucemias.

Ante este panorama, se vuelve prioritario todo lo que pueda hacerse para mejorar la prevención, el diagnóstico y el tratamiento de esta condición. En este sentido, el uso que hacemos de las palabras aparece como un aspecto sobre el que se puede y debe trabajar.

Con un comunicado, las organizaciones promovedoras de esta campaña explicaron que las palabras que se usan en torno al cáncer pueden afianzar estereotipos, mitos, inequidades o, simplemente, alejarnos de la realidad. Lo que la persona y su entorno viven ante el diagnóstico de cáncer no es una ‘batalla’, las drogas disponibles no son un ‘arsenal terapéutico’ y el tratamiento no será un ‘arma’.

Además, los términos bélicos parece que propusieran vencedores y derrotados, algo alejado de la realidad. En cambio, ante un cáncer, lo que se emprende es un camino, algo que toca transitar y durante el cual se puede crecer mucho y vivir plenamente.

Si habláramos sobre el cáncer con todas las letras, proponen las organizaciones, se lograría cambiar en la comunidad, por ejemplo, el mito de que ‘cáncer’ es sinónimo de ‘muerte’. Hoy se sabe que hay mucho por hacer a lo largo de todas las etapas que le toque atravesar a la persona.

Se puede trabajar en prevención, en diagnóstico a tiempo, en la indicación terapéutica más conveniente y en los cuidados paliativos: siempre habrá algo por hacer para vivir más y mejor.

“La mayoría de las personas con cáncer que participan de nuestras actividades manifiesta que la carga violenta de las palabras no ayuda a su estado de ánimo y, por ende, no beneficia a su recuperación. Solicitan llamar a las cosas por su nombre y evitar las palabras bélicas que los ponen en el lugar de ganar o perder. Al mismo tiempo, cambiar el léxico y hablar sin eufemismos evita el temor a los controles que favorecen la detección temprana del cáncer”, reconoció María Alejandra Iglesias, presidenta de Asociación Civil Sostén.

4 de cada 10 casos son prevenibles

“Tenemos que animarnos a hablar de cáncer, con las palabras precisas, sin tabúes, sin prejuicios, sin estereotipos, porque poniendo sobre la mesa el tema seguramente podamos contribuir a mejorar la prevención y la detección a tiempo, dos aspectos indispensables para mejorar la supervivencia ante el cáncer”, remarcó el Dr. Matías Chacón, médico oncólogo y presidente de la Asociación Argentina de Oncología Clínica y miembro de Fundación FUCA.

Hoy se sabe que 4 de cada 10 casos de cáncer se puede prevenir mejorando el estilo de vida (no fumando, llevando una alimentación variada y equilibrada, limitando la ingesta de alcohol, realizando frecuentemente actividad física y protegiéndose como corresponde al exponerse al sol).

“Debemos cambiar la terminología porque el cáncer no es la peor de las enfermedades. No nombrarla, aunque parezca increíble, puede provocar que los pacientes teman ir a la consulta. Tenemos que lograr que la gente le pierda el miedo al cáncer. Las palabras que utilizamos pueden asustar o ayudar en el diagnóstico precoz”, explicó Analía Montórfano, asistente general de la Fundación Tiempo de Vivir.

Las organizaciones que promueven el relanzamiento de esta campaña, y cuyos datos de contacto son fácilmente accesibles en Internet, son Fundación ACIAPO, Asociación Civil Sostén, Movimiento Ayuda Cáncer de Mama (MACMA), Fundación FUCA, Fundación TIEMPO DE VIVIR, A.C.L.A – Linfomas Argentina, Fundación Pacientes Cáncer de Pulmón, Asociación ALMA, ACILCO Asociación Civil, GIST Argentina, Fundación Bomberos de Argentina y la Asociación Argentina de Oncología Clínica.

COMMENTS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0