Clínica ofrece terapia de abrazos e incluso hacer “cucharita”

Clínica ofrece terapia de abrazos e incluso hacer “cucharita”

Elecciones: una encuesta local muestra mucha paridad entre Descalzo y Di Castelnuovo
Reprimen a trabajadores azucareros en Jujuy
La OMS se pronunció sobre brote de hantavirus en Argentina

A veces todo lo que necesitas es un abrazo, o por lo menos eso parece indicar Nordic Cuddle, una clínica londinense que ofrece el servicio de contención física en forma de abrazos, incluso la terapia puede llegar a la clásica posición en forma de “cuchara”, recostados sobre una cama, publicó TN.

“Sólo se procede según la voluntad del paciente”, aseguró Rebekka Mikkola, una de las cofundadoras de la clínica, quien defiende la técnica y asegura que en su institución trabajan profesionales y terapistas que buscan ofrecer un servicio personalizado, que puede iniciar con unos simples abrazos de pie, pero puede avanzar hasta una serie de masajes y concluir en la famosa “cucharita”.

La noticia de este tratamiento hizo surgir debates y críticas, ante la posibilidad de terminar abrazados y acostados con un desconocido; sin embargo, Mikkola señala que el servicio cumple fases y protocolos en los que sólo se avanza si el cliente lo permite, además aseguró que las caricias relajantes, los abrazos y las cucharitas proporcionadas por su equipo aportan un importante beneficio para la salud.

Por otro lado, aunque no hace referencia al servicio ofrecido por Nordic Cuddle, un estudio se suma a la evidencia de que los abrazos son buenos para mejorar nuestras vidas, reseñó Business Insider de Australia. Investigadores de la Universidad Carnegie Mellon descubrieron que las personas que se tocan entre sí con mayor frecuencia tienen una mejor salud física y psicológica.

Los abrazos no solo se sienten cálidos y acogedores, sino que abrazarse también es bueno para nuestra mentalidad. La investigación ha demostrado cómo el abrazo libera oxitocina, la hormona del amor, que nos ayuda a unirnos y también puede reducir la presión arterial. Los efectos positivos de los abrazos podrían incluso ayudarlo a evitar un resfriado invernal.

Para este estudio, publicado en la revista Plos One, el equipo reclutó a 404 adultos y los entrevistó todas las noches durante 14 días sobre sus peleas, abrazos y estados de ánimo. Los que se abrazaron el mismo día que tuvieron un conflicto tenían más probabilidades de informar que se sentían mejor que los que no lo hicieron. También informaron los efectos que duran hasta el día siguiente.

Los resultados son correlacionales, lo que significa que no se puede demostrar que una situación cause otra, por lo que los investigadores señalan que puede haber otras razones para el vínculo entre abrazarse con más frecuencia y sentirse mejor. Por ejemplo, aquellos con relaciones más saludables pueden simplemente abrazarse más de todos modos, o podría tener algo que ver con varios tipos de personalidad que enfrentan conflictos de diferentes maneras.

COMMENTS

Si queres recibir noticias en tiempo real, mandanos un OK