Emilio de la Cueva: “las paritarias son el ámbito natural de debate y acuerdo entre el Municipio y sus trabajadores”

Emilio de la Cueva: “las paritarias son el ámbito natural de debate y acuerdo entre el Municipio y sus trabajadores”

Gabriel Pozzuto vuelve a militar en el distrito
Encuesta exclusiva: La intención de voto en Ituzaingó arroja sorpresas para todos
Este martes vecinos se concentrarán nuevamente frente al municipio contra alza de las tasas

El concejal Kirchnersita, Emilio de la Cueva  aclaró su posición respecto a la sesión especial convocada por la oposición:

Nosotros pensamos que las paritarias son el ámbito natural de debate y acuerdo entre las DOS partes que naturalmente están involucradas: el empleador y los trabajadores. En este caso el Departamento ejecutivo y los gremios y sindicatos. Así ha sido, y en los últimos tres años se ha cristalizado una forma de llevar adelante las paritarias en nuestro distrito. La última paritaria cerró arriba del 27%. Además hay que tener en cuenta que actualmente las paritarias a nivel nacional están en pleno proceso.

Además, en el proyecto de ordenanza están ausentes los montos que implican estos pagos no remunerativos, por lo cual no es posible analizar la viabilidad del proyecto, si las partidas que pretenden afectar son suficientes, y aun siendo suficientes si la merma en sus créditos permiten cubrir las necesidades del ejercicio. Esto también es parte del artículo 119 de la LOM. Es muy poco serio y carece de toda responsabilidad.

En este sentido es importante destacar que el presupuesto, en particular la distribución de las inversiones entre las partidas, es la madre de las políticas económicas del Estado en cualquiera de sus tres niveles. Parte fundante de la política económica del Estado es el componente salarial como inversión que debe ser financiada en el marco de la batería de políticas económicas y del presupuesto en su conjunto.

Todos los que somos parte del proyecto nacional estamos bregando por el crecimiento de la masa salarial en un producto bruto interno que crece. Pero lo que está aconteciendo es otro episodio del oportunismo del proyecto neomenemista de Massa. Es de inescrupuloso hacer demagogia con la mesa de los y las trabajadoras municipales. Sólo les falta decir “salariazo” y “revolución productiva”, para luego confesar que de ser público lo que iban a hacer no los hubiesen votado.  Es claro que están dispuestos a desarmar la institución de las paritarias, pues su proyecto es el de las oligarquías. EL FAP es parte de esta estrategia, aun cuando no lo quieran.

La defensa del bolsillo de los trabajadores por parte del massismo está empapada de demagogia. Hace unas semanas miembros del Frente Renovador a nivel nacional plantearon la reducción o congelamiento salarial como combate al aumento de precios. Dijeron lo que piensan, quieren hacer lo que se hizo en términos salariales durante la dictadura. Pero no fue el único momento en que ventilaron su proyecto económico. El FR presentó su programa económico antes de las elecciones frente a un sector del empresariado. El programa de metas de inflación, que tiene un lindo nombre, es un programa económico que se funda en sacrificar empleo y/o salario por nivel de precios. Para ellos la inflación se debe a los altos salarios y el nivel de empleo.

A eso se suma las recientes mentiras e inexactitudes vertidas por el duhaldo-massismo en relación al ante proyecto de creación de un código civil, ya que el actual tiene más de 90 años y carece de sistematicidad y coherencia debido a los 900 parches que se han hecho. Lo que pretenden es provocar terror, poniendo al Estado como promotor de la delincuencia.

En sus mentiras confunden el Código Penal con el Código Procesal, que es el que versa sobre las excarcelaciones. Que además de no estar en discusión este último, es materia de debate de los estados provinciales. Se suma el hecho de que es inconstitucional la consulta popular en materia penal. Como si esto fuera poco hacen terror con la condena perpetua. La misma hoy no existe en los hechos, ya que a los 35 años se obtiene la condicional. Además, hoy, la libertad condicional no contempla pena complementaria, en cambio en el ante proyecto hay otros tipos de pena para completar la sentencia. Se genera terror diciendo que las penas bajan, pero son muchos más los delitos cuyas penas se aumentan; y donde la mínima es reducida aumentan los casos de cumplimiento efectivo de la pena. Además se elimina la prescripción ante la fuga.

Todo esto sin mencionar que la aplicación del derecho penal es posterior al delito, por fuerza de la realidad no cumple una función de prevención. El miedo que genera el massismo tiene como objetivo no permitir que reflexionemos con claridad sopesando todos los elementos en juego. El miedo generado a partir de la mentira sistemática es una fuente de poder político propia del nazismo”. 

COMMENTS