Graves denuncias de abuso en el colegio Alberdi de Castelar

Graves denuncias de abuso en el colegio Alberdi de Castelar

Nadie frena a los quemacoches en Ituzaingó que vuelven a atacar
Para los 200 años de la independencia, Macri invitó al Rey de España

Todo comenzó el 20 de octubre cuando una madre le comunicó a la Escuela que notaba ciertas conductas muy extrañas en su nena que va al jardín que se quejaba del cocinero del establecimiento. Estamos hablando del Colegio Alberdi.

Hoy a más de un mes de aquella denuncia, y sin que el colegio tomara medidas, los padres de los chicos que concurren al jardín de infantes del Instituto Universitario Juan Bautista Alberdi,  fueron anoche a la Fiscalía 3 a presentar las denuncias -que hasta hoy eran cuatro-, que deberá investigar el fiscal Pablo Galarza.

El cocinero, afirmaron, aprovechaba la ausencia de la maestra para “bajarle la bombacha” a algunas nenas, a las que “manoseaba” y “besaba en la boca”.

Durante la prolongada protesta, los padres reclamaron la rápida acción de la Justicia, una respuesta de las autoridades “que no separaron al cocinero” de su cargo y la intervención de las autoridades municipales de Castelar por lo que ocurre en el jardín de infantes del Instituto, avalado por la Universidad Abierta Interamericana (UAI).

Uno de los testimonios más conmovedores fue pronunciado por Mauro, padre de una pequeña abusada, quien esta mañana contó a la prensa que su hija “no quería ir al colegio” porque decía que “había un hombre de blanco que la manoseaba”.

Entre el viernes y sábado, mi nena me contó las atrocidades que le hacía este hijo de p..”, apuntó el hombre, desde la puerta de la escuela Juan Bautista Alberdi, donde participó de una manifestación para pedir respuestas y que se determinen las responsabilidades.

El denominado “hombre de blancoes el cocinero de la escuela bonaerense, quien está acusado de ser el abusador. “Lo fui buscar, se metió en la casa y empezó a decir ‘que la Justicia se encargue de mi’”, relató Mauro en declaraciones al canal Todo Noticias. La semana pasada, esta persona fue trasladada a la comisaría, pero, como no hay pruebas concretas, el viernes quedó en libertad.

La indignación por el hecho alcanzó también a Catalina, madre de otra niña que concurre a la misma escuela, quien esta mañana denunció que “entre el viernes y sábado tuvimos el testimonio de una mamá que decía que su nena no quería venir más porque un señor del colegio la llevaba a un lugar y le hacia cosas que no le gustaban”.

“Por medio de los nenes nos enteramos que Luis, el cocinero de la escuela, que les entrega las meriendas a los niños, les ha hecho cosas terribles e inimaginables a los nenes”, agregó la mujer, quien detalló que varios menores “han vivido situaciones alarmantes, pero en la escuela dijeron que eran cosas normales de la edad”.

Como ejemplo de ello contó que una nena “lloraba durante la noche, no quería dormir en su habitación y se hacia pis y caca encima”. Y apuntó que otros chicos manchaban las paredes de excremento, pero las autoridades escolares nunca le dieron importancia a este tipo de avisos de los padres.

En la fiscalía de Morón están asentadas cuatro denuncias, pero creen que hay más de una docena de casos de abuso. Lo insólito es que hoy el papá de uno de los niños contó que las autoridades les explicaron que aún no tienen pruebas suficientes para meter preso al acusado, e incluso les pidieron paciencia porque “necesitan peritos para avanzar, pero hasta mañana (por hoy) no se puede hacer nada porque, como es feriado, no se trabaja.

COMMENTS

ok
Noticias gratis en tiempo real. Para recibirlas agendanos como DIARIO LA CIUDAD
Powered by