¿Sufres estrés? 10 hábitos para dejarlo atrás de una vez

¿Sufres estrés? 10 hábitos para dejarlo atrás de una vez

El estrés es un sentimiento de tensión física o emocional y forma parte de un proceso natural que responde a nuestra necesidad de adaptarnos al entorn

Los lácteos aumentaron más de un 90 por ciento en el último año
Siguen los despidos en el Hospital Posadas: echaron a médicos de especialidades de alta complejidad
Inversores extranjeros exigen que se baje Macri y se postule Vidal
Todas las actividades gratuitas para las vacaciones de invierno en Ituzaingó

El estrés es un sentimiento de tensión física o emocional y forma parte de un proceso natural que responde a nuestra necesidad de adaptarnos al entorno; pero resulta perjudicial si es muy intenso o se prolonga en el tiempo, por eso es importante saber cómo reconocerlo y hacerle frente.

Lo primero es entender que el estrés es la reacción del cuerpo a un desafío o demanda, por lo cual en pequeños episodios puede ser positivo, como cuando le ayuda a estar alerta ante un peligro o cumplir con compromiso laboral importante. Es una estrategia adaptativa que nos induce a responder de forma activa. Es una respuesta del organismo que pone al individuo en disposición de afrontar las situaciones interpretadas como amenazas.

Hay dos tipos principales de estrés, el agudo, que desaparece rápidamente. Este ayuda a controlar las situaciones de riesgo o peligrosas. También ocurre cuando hace algo nuevo o emocionante. Todas las personas sienten estrés agudo en algún momento u otro.

Por otro lado, está el estrés crónico, que es mucho más prolongado y perjudicial. Usted puede tener estrés crónico si vive situaciones que se vislumbran permanentes, como deudas, relaciones infelices, entornos caóticos, inseguridad o problemas en el trabajo. Cualquier tipo de estrés que continúa por semanas o meses es crónico y lo peor es que podemos acostumbrarnos tanto a sentirlo, que no nos damos cuenta que lo padecemos.

Para reconocer si tenemos estrés crónico, debemos poner atención a algunas de sus manifestaciones, a través de señales físicas o nerviosas/psicológicas.

Entre las señales físicas podemos mencionar dolores musculares, falta de aire o sofocos, problemas en la piel, disfunciones sexuales, alteraciones cardíacas, como dolores o presión en el pecho, problemas estomacales, tics nerviosos, entre otros.

También puede desencadenar en enfermedades cardiovasculares, alteraciones del sistema inmunológico, envejecimiento prematuro, trastornos de aprendizaje y memoria, incluso si te falta definición, concentración, memoria o rendimiento, puedes estar sufriendo de estrés crónico. Los síntomas psicológicos del estrés incluyen también  irritabilidad, falta de concentración y memoria, cansancio, trastornos del sueño, ansiedad, agitación, etc.

Son muchos los hábitos que te pueden hacer víctima de los efectos ocasionados por el estrés, por eso, crear hábitos saludables y positivos afectarán de manera positiva tu condición, ayudándote a vencer el estrés. Aquí te mencionamos algunos:

  1. Acepta que hay cosas que no puedes cambiar, y establece metas a corto plazo para trabajar en hacer realidad los cambios que sí puedes lograr.
  2. Desconéctate, para evitar los sobre estímulos con todos los dispositivos que nos rodean.
  3. Habla con tus amigos y familia, pues una dosis diaria de buena comunicación es una gran medicina.
  4. Realiza una actividad física diaria, que te ayude a regular la tensión física y mental del cuerpo.
  5. Recuerda siempre reír, que no te de miedo soltar una carcajada de vez en cuando.
  6. Evita el alcohol, los cigarros o la cafeína, que pueden incrementar el estrés.
  7. Cálmate y organízate, planea tus actividades y date el tiempo para realizar las cosas más importantes.
  8. Duerme de seis a ocho horas, recomendadas para dormir cada noche. Si no puedes dormir puede ser ocasionado por estrés, ansiedad o depresión. Recuerda que la actividad física puede ayudar a mejorar la calidad del sueño.
  9. Haz una lista de tus actividades y enfócate en tus tareas más importantes. Toma las tareas grandes de una en una.
  10. Practica la generosidad. Ser voluntario o regresarle el favor a un amigo puede ayudar. Ayuda a los demás.

Leer mas  Qué es y cómo se previene un accidente cerebrovascular.

COMMENTS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0
Si queres recibir noticias en tiempo real, mandanos un OK