Colegio AUPI: Cómo fue la experiencia de enseñanza durante la pandemia

Colegio AUPI: Cómo fue la experiencia de enseñanza durante la pandemia

La escuela en épocas de cuarentena: testimonios de los estudiantes secundarios de Ituzaingó
Colecta de sangre en el AUPI: ‘Detrás del miedo a donar hay de 1 a 4 vidas que estás salvando’

A semanas de finalizar el período escolar del 2020, el cual culmina entre el 14 y 18 de diciembre para el nivel secundario, La Ciudad Web dialogó con el equipo directivo y docente de la Escuela Secundaria N°5 de Ituzaingó (AUPI) sobre las dificultades que implicó llevar adelante el año escolar en el marco de la pandemia y cómo lograron adaptarse a la educación a distancia.

Bien se sabe, el ciclo lectivo resultó atípico y encontró desprevenido al sistema educativo para la implementación de los recursos tecnológicos que, a causa de las medidas preventivas de aislamiento, no tuvo tiempo de transición y se hizo demandante de un día para el otro.

Cristian Davio es profesor de artística en el colegio AUPI y cuenta que la pandemia trajo cambios importantes, tanto en las maneras de enseñar a los alumnos, como de aprendizaje para los docentes. ‘No solo fue innovar en recursos, sino en nuestras estrategias de enseñanza y los enfoques que les damos a las mismas’, comenta.

Para eso, se llevaron a la práctica estrategias como unir a las familias a través de participaciones en concursos de arte que se realizaron por Zoom, con jurado y premios, o incluso, se las invitó a participar de los actos que se organizaron para las fechas patrias, donde fueron los profesores a quienes les tocó disfrazarse.

Se trató con éxito de mantenerse unidos y creativos con una mirada empática por la necesidad de que los chicos estuvieran ocupados, divertidos y aprendiendo. Todo se logró gracias a la coordinación del equipo directivo y el de orientación escolar’, expresa el profesor Davio.

Entre las plataformas que se usaron para el dictado de las clases se encuentran Zoom, Google Meet, a la vez que la escuela diseñó su propio blog, página web, perfil de Instagram, se crearon grupos de WhatsApp y se compartieron mediante la virtualidad cumpleaños, concursos, efemérides y actos.

En cuanto a los estudiantes que no contaban con dispositivos electrónicos o acceso a la conectividad se les brindaron los cuadernillos elaborados por el Ministerio de Educación de la Nación, como también material propio que recolectó el colegio, de acuerdo con la bibliografía proporcionada por los docentes.

‘Nosotros entregábamos los cuadernillos en cada entrega de mercadería, avisábamos a las familias y ellos los retiraban’, detalla Marcela Báez, vicedirectora del AUPI. ‘Los chicos hacían en sus domicilios las actividades y nos entregaban nuevamente lo que habían realizado o nos enviaban por foto. No hay que olvidarse que no tenían el acompañamiento del docente y al no contar con la conectividad fue muy difícil hacer el seguimiento’.

Colegio AUPI: Cómo fue la experiencia de enseñanza durante la pandemia 1

Durante el año se desarrollaron diversas propuestas interdisciplinares, según explica Báez. ‘Algunas con muestras pequeñas entre profesores de inglés y matemática de un mismo curso, donde lxs chicxs investigaron el Coronavirus y publicitaron en inglés mediante el uso de estadísticas. Otras convocaron a toda la institución como el ‘Concursarte’ o la donación de sangre que se hizo en la escuela’, menciona.

El ‘Concursarte’ se trata de una exposición de artes visuales que el colegio impulsó por primera vez el año pasado y en esta segunda edición se realizó de forma virtual, mientras que la colecta de sangre fue a beneficio del Hospital Posadas y se trabajó pedagógicamente para promover la concientización sobre la donación voluntaria de sangre y médula ósea.

Con estudiantes de sexto año se articuló con la Subsecretaría de Desarrollo Social de Ituzaingó, la cual brindó espacios de información de camino al empleo, como también se lo hizo con institutos superiores respecto a la orientación vocacional.

‘Todos estos proyectos llevaron trabajo pedagógico con el grupo, los docentes, profesionales, nuestros supervisores. Un trabajo de equipo, realmente’, aclara Marcela Báez.

La vicedirectora del AUPI distingue que a las y los estudiantes les costó seguir rutinas de horarios, entrega y asistencia. Tras el retorno del ciclo, luego de las vacaciones de invierno, desde el equipo directivo comenzaron a ver un desgaste, ante lo cual se les propuso a las y los profesores trabajar sobre proyectos que incluyeran temas de interés de los jóvenes, elegidos por ellos mismos.

Cada grupo de docentes armaba el proyecto según el año, la orientación o las materias que agrupaban ese conocimiento. Muchos cursos eligieron trabajar sobre Educación Sexual Integral (ESI), que si bien es uno de los ejes que se trabaja todos los años de manera trasversal, lo pudimos trabajar de esa forma’, relata Marcela Báez.

‘También eligieron temas con respecto a la enfermedad del Covid, la tecnología como herramienta, otros tuvieron que ver con el universo, temas de la Iglesia y la historia. Incluso, eligieron temas relacionados con la vida extraterrestre’ añade a continuación.

Colegio AUPI: Cómo fue la experiencia de enseñanza durante la pandemia 2

Por su parte, el profesor Davio resalta que a lo largo de las clases se generó mucha empatía con los estudiantes mediante la utilización de los recursos tecnológicos. ‘Los chicos se animaron a mostrar su poesía, sus pinturas, tocar música, realizar Tik Tok y Stand Up. Creemos que la tecnología no se va a ir con la cura y presencialidad, sino que vino para quedarse de nuestro lado’.

El colegio AUPI cuenta con una matrícula de 870 alumnos, apróximadamente, ofrece ambos turnos y tiene las orientaciones ‘Artes Visuales’, ‘Economía’ y ‘Ciencias Naturales’, mientras que el equipo docente está conformado por 130 profesores.

La especialidad de arte cuenta con un itinerario formativo en ‘Diseño Multimedial’, único en el distrito, que es dictado a contratiempo por el docente Cristian Davio y cuenta con una rápida salida laboral.

‘En lo que respecta a los docentes, son profesionales en sus áreas. No solo son docentes, sino que cada uno de los profesores tienen una gran admiración por nuestra institución y su tarea comprometida a su vocación por el alumnado es maravillosa’, describe el mismo Davio, quien expresa su cariño por la escuela que tiene 56 años de trayectoria en nuestra ciudad.

‘Hemos evolucionado y aprendido lo suficiente para creer que el año que viene, sea de la forma que fuere el inicio de clases, logremos con éxito el traspaso de la enseñanza’, postula Cristian Davio ante la pregunta de si creen que se pueda llevar el ciclo lectivo a la presencialidad para el próximo año. ‘Desde el origen de la pandemia, se trabajó profundamente en mejorar los protocolos para un futuro inicio de clases. Damos fe que vamos muy bien y que pronto vamos a volver a la escuela habiendo superado este difícil momento’, finaliza el docente.

Por Julián Tagliaferro

ok
recibir noticias
Noticias gratis en tiempo real. Para recibirlas agendanos como DIARIO LA CIUDAD
A %d blogueros les gusta esto: